Guantes de polietileno:¿Cómo debó quitarlos después de usarlos?

6 Marzo, 2024
Guantes de polietileno:¿Cómo debó quitarlos después de usarlos?

A todos nos quedó claro la importancia de los guantes de polietileno en el sector salud durante la pandemia de COVID-19. Recordamos con claridad aquellos tiempos difíciles en los que los niveles de contagio alcanzaron cifras alarmantes. La búsqueda de alternativas para reducir el contacto con los pacientes se convirtió en un desafío imperativo. Por ello, se exploraron diversas opciones con el propósito de establecer una barrera efectiva contra la enfermedad.

Fue entonces cuando surgió la necesidad de idear un equipo que pudiera eliminar el contacto directo con los pacientes, dada la naturaleza altamente contagiosa del virus. Como todos sabemos, la transmisión de la enfermedad podía ocurrir con solo entrar en contacto con un individuo sintomático, manifestando síntomas como dolor de cabeza, fiebre, problemas respiratorios, ojos llorosos, entre otros.

En este contexto, los guantes de polietileno emergieron como una alternativa efectiva. Aunque ya se utilizaban en otros sectores, como en supermercados para manipular alimentos o en salones de belleza durante la aplicación de tintes capilares, durante la pandemia su importancia se destacó aún más. No solo los médicos, sino también los familiares, adoptaron su uso como medida preventiva.

Sin embargo, es preocupante que muy pocas personas conozcan el procedimiento adecuado para quitarse los guantes, lo que puede llevar a que las manos limpias entren en contacto con superficies contaminadas y aumentar el riesgo de contagio. En esta nota curiosa, te proporcionamos todos los detalles necesarios sobre este tema crucial. ¡No te la pierdas! Toma nota, para que luego no te arrepientas de no haber prestado atención a esta información vital.

¿Por qué plásticos Alva?

Somos una fábrica de bolsas de plástico con más de 20 años de experiencia, ofreciendo bolsas de alta resistencia, versatilidad y a precios accesibles para todos los peruanos. La particularidad de nuestras bolsas es que muchas de ellas están elaboradas con el fin de no perjudicar nuestro ecosistema, ya que están hechas con materiales que no contaminan. Entre nuestros productos, contamos con una amplia variedad, que incluye bolsas plásticas biodegradables, bolsas plásticas para urea, bolsas plásticas con asa riñón, bolsas plásticas con asa loo, bolsas plásticas tipo t-shirt, mangas de polietileno, guantes de polietileno, además de ofrecer servicios como fábrica de etiquetas. Para obtener más información o realizar pedidos, no duden en ponerse en contacto con nosotros a través de los siguientes números: 936575669 y 955061493. ¡Estamos aquí para satisfacer sus necesidades de embalaje de manera responsable y eficiente!

Pasos para quitar los guantes de polietileno:

Al momento de retirar los guantes, corremos el riesgo de contaminarnos al tocar superficies expuestas con las manos limpias, como sucedió durante la pandemia de COVID-19 y como podría ocurrir en cualquier momento en tu lugar de trabajo. Por esta razón, es crucial tener extremo cuidado al llevar a cabo este proceso, ya que puede resultar perjudicial si se manipulan objetos contaminantes. Aquí te presentamos 10 pasos para hacerlo de manera segura. ¡Presta atención!

Durante la pandemia de COVID-19, se demostró la importancia de tomar medidas de seguridad al quitarse los guantes, ya que cualquier descuido podría resultar en la contaminación de las manos limpias y aumentar el riesgo de infección. Es esencial recordar que el virus puede permanecer en las superficies durante un tiempo prolongado, por lo que el contacto directo con ellas debe ser evitado en todo momento. Para garantizar una correcta remoción de los guantes y minimizar el riesgo de contaminación, sigue estos pasos:

Aseo en las manos:

Es esencial mantener una higiene adecuada de las manos tanto antes como después de su uso. Sigue estos pasos para lograrlo:

  1. Moja tus manos completamente con agua.
  2. Aplica una cantidad suficiente de jabón y frótalo para cubrir todas las superficies de tus manos.
  3. Asegúrate de frotar entre los dedos para limpiar a fondo los espacios interdigitales.
  4. Frota los nudillos con la palma de cada mano.
  5. Limpia el dedo pulgar frotándolo con el resto de la mano.
  6. Frota las yemas de los dedos en la palma para limpiar meticulosamente debajo de las uñas.
  7. Enjuaga tus manos minuciosamente con agua limpia.
  8. Evita tocar el grifo después; es preferible cerrarlo utilizando una toalla desechable.

Este proceso completo de higiene de manos puede llevar entre 40 y 60 segundos, pero es fundamental para eliminar eficazmente los gérmenes y prevenir la propagación de enfermedades. Recuerda que cada paso es importante para garantizar una limpieza completa y efectiva.

Haz presión en el guantes de polietileno:

Presiona la parte interna del guante para aflojarlo. Al momento de retirarlo, utiliza una mano para pellizcar la parte inferior del dorso de la otra mano que aún está cubierta con el guante. Es importante hacerlo de esta manera para evitar cualquier contacto accidental con superficies contaminadas y garantizar una remoción segura y efectiva del guante.

Traccionar hacia el exterior:

Tira hacia abajo, en dirección a los dedos de la mano, aplicando una fuerza constante y suave para asegurar una remoción efectiva del guante. Es importante ejercer esta tracción de manera uniforme para evitar desgarros o roturas del material del guante y para garantizar una retirada segura sin riesgo de contaminación.

Quita sin tocar la superficie del guantes de polietileno:

Retira el guante evitando el contacto con su parte interna para mantener las manos alejadas de la superficie exterior contaminada. Es decir, asegúrate de que la mano que aún lleva puesto el guante solo toque la parte sucia del guante que se está retirando. Durante este proceso, es probable que el guante se invierta, lo que permitirá que una mano quede limpia y libre de contaminación. Este método garantiza una remoción segura y minimiza el riesgo de exposición a agentes patógenos.

Usa la otra mano de apoyo para el guante de polietileno:

Utiliza la misma mano que empleaste para retirar el guante para recogerlo y mantén el guante recogido en esta mano durante el resto del proceso. De esta manera, evitarás tocar el guante usado con la mano que ahora está limpia, reduciendo así el riesgo de contaminación cruzada. Este enfoque garantiza una manipulación segura y minimiza la posibilidad de propagación de gérmenes.

Colocar uno de tus dedos

Inserta los dedos índice y medio de la mano no contaminada dentro del guante que aún está puesto y limpio. Este paso te permitirá retirar el guante de una manera controlada y sin riesgo de contaminación adicional. Al hacerlo, asegúrate de que los dedos introducidos en el guante no entren en contacto con la parte exterior del mismo, garantizando así una manipulación segura y eficaz.

Haz un especie de palanca para extraer los guantes de polietileno:

Haz tracción para sacarlo sin que la parte exterior del guante entre en contacto con tus manos. Es crucial evitar el contacto directo con la superficie exterior del guante para garantizar una remoción segura y sin riesgos de contaminación. Este paso es fundamental para mantener la higiene adecuada y minimizar la propagación de gérmenes y patógenos.

Colocar al revés el guantes de polietileno:

Voltea el guante asegurándote de tocar únicamente su parte interna, de esta forma, solo entrarás en contacto con la porción no contaminada del mismo. Este método garantiza una manipulación segura y reduce significativamente el riesgo de contaminación cruzada. Es fundamental evitar el contacto con la parte exterior del guante para mantener altos estándares de higiene y minimizar el riesgo de propagación de gérmenes.

Desechar:

Descarta los guantes en la papelera, asegurándote de que solo la parte limpia entre en contacto con tus manos al hacerlo. De esta manera, ambos guantes se eliminan juntos, evitando la contaminación de las manos al tocar solo la parte no contaminada de los guantes. Este proceso garantiza una manipulación segura y eficaz de los desechos, minimizando el riesgo de exposición a posibles contaminantes.

Revisa nuevamente las instrucciones si tienes dudas:

Realiza nuevamente una adecuada higiene de manos siguiendo las instrucciones detalladas en el punto 1. Además, recuerda la importancia de no tocarse la cara antes de lavarte las manos. Este paso adicional asegura que tus manos estén completamente limpias y libres de contaminantes, reduciendo así el riesgo de propagación de gérmenes y enfermedades.

En Plásticos Alva, fabricas de guantes de polietileno, nos esforzamos por ser tus proveedores de confianza en bolsas plásticas , brindándote soluciones que superen tus expectativas. ¡Visita nuestro sitio web y descubre cómo podemos hacer que tu elección sea una experiencia extraordinaria! Para más información, contáctanos en los siguientes números: 936575669 y 955061493.

Otros artículos